Derechos del inquilino: cambiar la cerradura del piso de alquiler

por / Lunes, 24 Julio 2017 / Publicado enNovedades

En la actualidad, el porcentaje de viviendas en alquiler ha ascendido de forma evidente, en detrimento de las viviendas en propiedad, que descienden debido a la crisis y a la dificultad para conseguir créditos de los bancos o trabajos que garanticen que ese gasto será asumible.

El aumento de alquileres, se traduce también en un aumento de los problemas entre inquilinos y propietarios, ya que, en muchos casos, la ley no aclara los puntos de forma correcta. Si vives en un piso de alquiler, quizá te interese conocer algunos derechos del inquilino, como cambiar la cerradura del piso de alquiler.

Derechos del inquilino

Legalmente, son muchos los derechos que tiene un usuario que arrienda una vivienda. Algunos de ellos se han visto limitados por la modificación de la ley, que también trata de amparar a los propietarios. Sin embargo, es bueno conocer los derechos del inquilino si es que vives en una vivienda alquilada, como, por ejemplo:

  • Negociar y el precio y la duración del contrato.
  • Alargar el tiempo del contrato.
  • Rescindir el contrato avisando con 30 días de antelación una vez pasados 6 meses.
  • Recuperar la fianza cuando se termine el contrato.
  • Ceder el alquiler a terceros en algunos casos concretos.
  • Realizar ciertas reformas a cambio de una rebaja de alquiler.

Obligaciones del inquilino

Del mismo modo, el inquilino tiene que cumplir con una serie de obligaciones para que la relación sea correcta, como pagar las mensualidades y los suministros, abonar una fianza al inicio del contrato, dejar la vivienda si el propietario demuestra que la necesita, etc.

Cambiar la cerradura del piso de alquiler

El inquilino puede cambiar la cerradura del piso de alquiler si así lo desea. Resulta incluso recomendable en casos de sospecha de que los anteriores inquilinos todavía guarden una copia de la llave o para garantizar completamente la privacidad y seguridad de los nuevos arrendatarios.

Lo que jamás podrá ocurrir es que el propietario cambie la cerradura sin el consentimiento del arrendatario, puesto que se trataría de una acción ilegal.

Avisar al propietario

Un domicilio en alquiler es, a todas luces, la vivienda del alquilado. Por eso, puede tomar la decisión de cambiar la cerradura sin avisar y sin dar explicaciones, ya que el propietario no tiene ningún derecho a entrar en la casa. Es aconsejable avisar para mantener una buena relación entre ambas partes, pero en ningún caso resulta obligatorio.

Entregar una copia de las llaves

De igual forma, la entrega de una copia de las llaves nuevas es totalmente opcional, ya que, en ningún caso, el propietario podrá entrar en la vivienda mientras dure el contrato de alquiler. De hacerlo, estaría cometiendo un delito de allanamiento de morada, por el que podría ser detenido. Así, queda claro que no puede exigir una copia de las llaves de la nueva cerradura, y que no existe ningún motivo para hacerlo.

Como ves, son muchos los derechos del inquilino, aunque también debe cumplir algunas obligaciones. Además, puedes cambiar la cerradura del piso de alquiler sin ningún temor, ya que la ley está de tu parte. Contacta con nosotros si quieres que cambiemos tu cerradura de forma profesional y sin ninguna molestia para ti.

SUBIR